"Negamos que haya un ajuste en el programa de pensiones no contributivas"

Política 14 de junio Por
El coordinador del Centro de Referencia Córdoba del Ministerio de Desarrollo Social de la Nación dijo estar "sorprendido por la mediatez de un proceso que se hace desde 1997". En Córdoba hay 4 mil personas con el beneficio suspendido.
bajas pensiones
Foto: Página 12

Utilizando el Decreto 432 del año 1997, el Gobierno Nacional suspendió más de 80 mil pensiones no contributivas y el tema se volvió tema en la agenda mediática en estos días.

El decreto exige que ni el peticionante de la pensión ni su cónyuge estén bajo otro régimen de previsión, retiro o prestación no contributiva (incluso, la jubilación mínima), que no tenga parientes que estén obligados legalmente a proporcionarle alimentos y que no vivan con otros familiares bajo el amparo de entidades públicas o privadas en condiciones de asistirlo.

También, dispone que el incapacitado no debe poseer bienes (un auto, por ejemplo), ingresos ni recursos que le permitan su subsistencia.

Esta semana se conoció que en Córdoba hay unos 4 mil beneficiarios con el aporte suspendido de un total de 100 mil que cobran la pensión.

Así lo informó a FM COMUNICAR el coordinador del Centro de Referencia Córdoba del Ministerio de Desarrollo Social de la Nación, Marcelino Álvarez.

“Me sorprende la mediatez del tema por un proceso normal que se hace desde 1997. En 2015 se dieron de baja 168 mil pensiones no contributivas y el año pasado fueron 87 mil”, dijo el funcionario comparando el último año de gestión kirchnerista con el primero del nuevo gobierno.

“No hay ningún recorte, quiero aclarar que se trata de un control que se hace todos los años con los datos de los beneficiarios. Es probable que haya suspensiones injustas y es necesario que cotejen los datos, que actualicen la información. Para eso pusimos una línea para que se comuniquen: 0800-222-3294, o sino en cualquier municipio”, indicó el funcionario. 

Las pensiones no contributivas tienen como finalidad ayudar económicamente a personas o familias que no han aportado a la seguridad social durante su vida y que no tienen los medios para hacerlo. Es por eso que se considera un aporte “solidario” por parte del Estado.

En la actualidad, quienes reciben este tipo de pensiones son las personas con una invalidez acreditada, las madres con siete o más hijos, los adultos mayores de más de 70 años. El monto del beneficio varía entre los 4.300 y 6.500 pesos mensuales. 

Ariel Roggio

Periodista

Te puede interesar