El día que un grupo de colonos se sublevó para salvar a tres que estaban detenidos por faenar una vaca

Historias caroyenses 03 de marzo de 2020 Por Ariel Roggio
Febrero de 1879: la Policía capturó a tres inmigrantes por carnear un animal ajeno y los caroyenses, armados y en pie de guerra, los rescataron. Después, fueron por la cabeza del Subcomisario. Las fuerzas nacionales debieron venir a frenar la violencia de esos días.
inmigrantes 10
Imagen ilustrativa de los varones caroyenses en los primeros años del pueblo.

El 1 de marzo de 1879, el Diario Eco de Córdoba relató un hecho que fue una de las primeras historias policiales de la historia de la flamante Colonia Caroya. Ocurrió hace 141 años. 

Para contextualizar el caso, hay que recordar que ni siquiera se había cumplido el primer aniversario de la llegada de los inmigrantes friulanos y vénetos a estas tierras (el arribo fue el 15 de marzo de 1878, considerada fecha de fundación del pueblo).

Era febrero del año siguiente y tres colonos habían caído tras las rejas por faenar una vaca ajena.

El título de la noticia, cuyo texto se puede apreciar en las paredes de la Estancia de Caroya, dice: "Sublevación de Colonos en Caroya".

"Ayer por la tarde -viernes 28 de febrero de 1879- ha sido sorprendida la población con la nueva de que en la colonia Caroya había tenido lugar una sublevación de colonos. La sublevación debió ser seria, porque luego marchó un piquete de 30 soldados del cuartel  de reclutas, al mando de un oficial, yendo a las órdenes del administrador señor Achával, que había venido al lugar desde que tomó conocimiento de la sublevación", continúa la noticia.

Los datos que se tenían en ese momento indicaban que el día anterior habían sido apresados tres colonos por carnear una vaca ajena. Una partida de colonos armados se dirigió al lugar donde estaban los presos, hizo pedazos el cerco y consiguió la libertad de los detenidos. Según el reporte, ocurrió a las 9 de la mañana del 28 de febrero.

Y sigue: "A la una y media de la tarde avanzó hacia la Policía una fuerza de 80 hombres armados  que exigía la cabeza del Subcomisario, pero la movilización quedó sin efecto porque la autoridad policial logró esconderse.

"Después de dos horas que tuvieron en alarma a la población, los sublevados se dispersaron, diciendo que volverían luego", relata el cronista en las páginas de Eco de Córdoba.

Las repercusiones continuaron esa misma tarde, porque llegaron a Jesús María las fuerzas destinadas a pacificar la colonia. A caballo se dirigieron hacia el pueblo que recién estaba abriendo las primeras calles.

"A las 19:30 se decía que había 400 colonos reunidos, pero no se sabe en qué actitud", mientras que la "fuerza nacional" quedó haciendo guardia y el administrador del ferrocarril dispuso de un tren expreso para trasladar a más policías por si era necesario.   

eco de cordoba

IMG_20190818_131529409_HDR

 

Ariel Roggio

Periodista

Te puede interesar